Imprimir
Categoría: Pericia Psicológica
Visto: 10173

sciencedaily.com
Pruebas Científicas asombrosas sobre el Reconocimiento en Rueda de Sospechosos Los efectos de las confesiones en los testigos presenciales

Traducción Libre: Raymond Orta

Enero 29, 2009 - ¿Es falsa confesión? Parece una locura, que alguien se atribuya un crimen sin tener la culpa. Sin embargo, los expertos han encontrado que mientras que algunos inocentes confesiesan por buscar buscan atención, o algunos inocentes confiesan bajo condiciones de estrés, de alta presión, o en interrogatorios de la policía.

El robo de identidad
Según una estimación, una cuarta parte de las condenas en Estados Unidos de Norteamerica son anuladas por pruebas de ADN estableciendose falsas confesiones.

Las confesiones son poderosas pruebas en los tribunales. Pero en el sistema jurídico Norteamericano, las confesiones se suponen que son sólo una pieza más de las pruebas, junto con las huellas dactilares, las coartadas y el testimonio de testigos presenciales. Los jueces y jurados deben ser capaces de sopesar cuando se enfrenta con alguien que proclama: !Yo lo hice¡ ?Una confesión es tan potente que gana a todas las demás Pruebas?

Los expertos legales están obviamente muy interesada en esta cuestión, y los psicólogos han estado trabajando junto a la pieza una respuesta. En un estudio reciente, Lisa Hasel y otros psicólogos de la Universidad Estatal de Iowa y Saúl Kassin de John Jay College querían ver si los testigos presenciales serían influido en sus memorias por una confesión y cambiar su opinión de un hecho delictivo. En estos experimentos, los investigadores realizaron una escena del crimen para explorar la mente de los testigos oculares y de la integridad del testimonio de testigos presenciales.
 

Un pequeño grupo de estudiantes que estaban sentados en un laboratorio de una universidad , a la espera de comenzar los experimentos. En algún momento, una persona que caminaba recogió una computadora portátil de la mesa, y salió de la habitación. Unos minutos más tarde, la asistente de investigación entró en la sala y anunció, con evidente peligro, que su portátil había desaparecido. El grupo de estudiantes fueron los testigos y se les pidió que ayuden a resolver el crimen. Los estudiantes fueron los primeros en identificar al ladrón de una línea de reconocimiento de sospechosos (sin embargo, Sin ellos, el ladrón no se encontraba en el grupo de la rueda de reconocimiento) para medir la tasa de la confianza de sus respuestas. Los estudiantes regresaron dos días después, para seguir ayudando en la investigación. Cuando regresaron, se les dijo que la totalidad de los sospechosos negó su participación o bien que un determinado sospechoso confesó el crimen. Los estudiantes fueron instados a reconsiderar su identificación original.

Los resultados, reportados en la revista Psychological Science, son un poco inquietantes. Ninguno de los hombres de la rueda de reconocimiento era el verdadero ladrón. La gran mayoría de los voluntarios estudio identificó a un hombre inocente como los culpable, y muchos lo hicieron con confianza. Los unicos testimonios reales fueron de aquellos que no apuntaron a ningùn sospechoso.
Eso no solo es preocupante en sí mismo, sino que es peor. Si bien algunos fueron persuadidos por declaraciones de inocencia de algunos de los señalados como culpables (que pasa todo el tiempo) un inquietante número de testigos combiaron de parecer cuando un sospechoso confesó. Un sorprendente 60 por ciento que había señalado un sospechoso cambio de señalamiento de culpable cuando un hombre confesó. Incluso aquellos que habian estado muy seguros de su identificación original, experimentaron una fuerte caída en la confianza. Cuando se le pidió que explicaran su cambio de opiniòn , la mayoría dijeron que se había equivocado antes, que sus recuerdos les había engañado.

¿Qué hay de los pocos voluntarios que (correctamente) se negaron a señalar a alguno de los primeros seis en la alineación? Estos testigos que parecen ser especialmente prudentes a la hora de acusar falsamente a alguien de un delito. Sin embargo, la mitad de estos testigos oculares también cambiaron de opinión cuando se le dijo que un sospechoso había confesado.

Estos hallazgos tienen consecuencias muy graves para cualquier sistema jurídico que le de valor al reconocimiento en rueda de testigos y sugieren que los investigadores deben ser conscientes de cómo pueden influir en la confesión el testimonio de testigos presenciales. Los autores concluyen: "Una vez informada de una confesión, un testigo presencial es para siempre marcado."

Referencia:
Association for Psychological Science (2009, January 29). Witness For The Prosecution? The Effect Of Confessions On Eyewitness Testimony. ScienceDaily. Retrieved January 30, 2009, from http://www.sciencedaily.com /releases/2009/01/090128160928.htm